Frontales de Cocina: los mejores materiales para protegerla

En la cocina siempre debemos tener en cuenta varios factores a la hora de decantarnos por un elemento, un material o un electrodoméstico en particular. No solo vale que el estilo sea perfecto, que el color vaya en sintonía con el resto del mobiliario o encaje a la perfección por el espacio que existe en la estancia.

El factor estético y de diseño juega un papel fundamental, pero siempre debe estar acompañado del mantenimiento y de que soporte bien el trabajo que allí realicemos. Elegir el mejor revestimiento para, por ejemplo, el frontal de la cocina es importante para proteger una zona tan delicada y tan expuesta a manchas, humedad y/o grasa.

Desde Murelli Cucine, te presentamos algunas opciones para elegir el mejor revestimiento y tu cocina quede intacta y a salvo, alargando la vida de la estancia:

Si tu cocina respira vitalidad, originalidad y colorido, debes tener en cuenta que las paredes deben estar revestidas de pinturas acrílicas y/o plásticas. Conseguirás un acabado brillante que desatacara aún más el color.

Además, estos recubrimientos son perfectos ya que son resistentes al agua, a la humedad y la suciedad que se deposita en ella. Son muy fáciles de limpiar y con un cuidado mínimo, consigues alargar durante años la vida útil de esa pared.

3

¿Madera en la pila? Not bad…

Pero la pintura acrílica no es la única opción. Muchos descartan la madera por su ‘incompatibilidad’ en el trato diario con el agua y la humedad. No obstante, si hacemos la elección correcta, también puede suponer un buen material con el que conseguiremos un resultado muy vistoso y original.

En este caso debemos tener mucho cuidado. No vale cualquier madera. Debemos sellarla y revestirla de un material traslúcido que consiga mantenerla seca y, en todo momento, protegida de otros factores como la temperatura.

Algo parecido pasa con la piedra. Un elemento muy utilizado en la cocina por sus características y su resultado final tras su instalación. Un toque natural y muy vistoso con el que la estancia gana muchos, muchos puntos. Con la piedra, la zona se convertirá en el centro de todas las miradas.

Pizarra, granito o mármol son las preferidas para revestir la zona del ‘salpicadero’ y tenerlo a salvo de cualquier imprevisto. Si buscas un look naturalista o rural, esta es tu opción.

1

¿Tapices o vinilos?

Una vez tengamos la zona más comprometida ya decidida, debemos pasar a otras zonas. Zonas que sí necesitan protección, pero que están libres de agua, suciedad o humedad.

Para estos casos, los papeles tapiz son una alternativa muy elegante para dar un toque de distinción a la cocina. Según tus gustos, el papel puede tener un diseño u otro. No tiene porque asemejarse al clasicismo de otras épocas, sino que existen papeles con diseños innovadores que casan en cualquier ambiente.

Similar a lo que ocurre con los vinilos. Decorar una pared no ha sido tan fácil nunca como con la utilización de estos elementos en la vertical de nuestra cocina.

Un acero futurista

Pero volviendo a las zonas comprometidas, donde debemos poner más cuidado, existen más opciones: el acero es una de ellas.

Un revestimiento de acero inoxidable aportará un toque moderno, industrial, propio de ambientes minimalistas y futuristas. Las propiedades de este elemento lo hacen muy resistente y fácil de limpiar y tratar. Además, su combinación con colores y otras texturas lo hace una alternativa muy interesante para su uso en la cocina.

Elijamos el material que elijamos, lo que debemos tener claro es que debe ser estiloso y, siempre, una opción resistente y protegida ante todas las adversidades a las que se enfrenta en el día a día de una estancia como la cocina.

Hornos de vapor: ¿cuál es la mejor opción?

Existe una amplia gama y variedad de hornos para nuestra cocina. La elección no es sencilla, pero es necesaria para decantarnos por aquel que mejor resultado va a darnos ajustándose a nuestras necesidades. En el post de hoy, entérate de las ventajas y las características del horno de vapor.

Lo primero que debemos conocer del horno de vapor es que, con el tiempo, ha dejado de ser un artículo de lujo con precios muy muy altos. Cierto es que económicamente es más costoso que un horno al uso de gama media, pero nada tiene que ver su precio final en la actualidad con el que tenía no hace tanto tiempo. Este hecho ha democratizado mucho el uso del horno de vapor y cada vez más gente se decanta por esta opción.

Y es que el horno de vapor no es otra cosa que cocinar uniformemente el alimento. Este tipo de horno se caracteriza por distribuir el calor de mejor manera a la hora de la cocina. Sin duda, esta cualidad, ha hecho que sea la opción favorita de cocineros y amantes de la cocina ya que los alimentos quedan en un punto más jugoso y una presentación más atractiva.

Además, cocinar en este tipo de electrodomésticos, permite que no se pierdan las propiedades de los alimentos, por lo que los mantiene de una manera más ‘pura’ y ‘auténtica’ que en un horno tradicional.

“Se cocina más lento” = No es cierto

A menudo, una de las principales críticas ante el uso de este tipo de horno es la lentitud a la hora de cocinar. Si bien es cierto que hace años esa afirmación era correcta, ya no tiene cabida.

El horno de vapor cocina desde el minuto cero. Una vez se enciende, ya está en condiciones para cocinar, por lo que además de no ser lento, se le suma otra de sus principales virtudes. En términos de eficiencia de la energía es muy superior al resto de tipos de horno convencionales y más utilizados. Según la legislación de la UE, el horno de vapor tiene una etiqueta A+++.

No obstante, no abras el horno durante su cocina. De hacerlo, perderás en torno a un 20% del calor acumulado.

Tipos de horno de vapor

Existen varios tipos de horno de vapor, o con función de vapor:

A.- Con vapor: Es el mejor para conservar el sabor original y las propiedades del alimento, como ya hemos comentado. Con él podemos cocinar cualquier plato, ya sean carnes o pescados.

B.- Multifunción con vapor: Si te gusta cocinar postres y el resultado sea sabroso y el sabor sea intenso, esta es tu opción. La única diferencia con el primero es que este dispone de un depósito de agua que se puede extraer.

C.- Multifunción con vapor y microondas: ¿Tienes poco espacio en la cocina? Es tu mejor opción. Tres en uno para cocinar cualquier cosa en el mejor tiempo.

La diferencia entre esos hornos 100% de vapor y aquellos multifunción es la comida gana humedad y además al cocinar con vapor, la grasa no se acumula en el horno y es más fácil de limpiar.

En definitiva, el horno de vapor es una opción muy interesante para nuestra cocina.

Diseño de cocina: cocinas que inspiran

¿Piensas en darle un aire nuevo a tu cocina? ¿No sabes por qué opción decantarte? Es una decisión importante y no se puede tomar a la ligera. Deja volar tu imaginación, muestra tu personalidad e inspírate con algún diseño de cocina como estos de Murelli Cucine.

Desde diseños de cocina neutros, estilizados y elegantes con tonalidades blancas a otras más arriesgadas y coloridas. Más clásicas u optar por un estilo más moderna. Puedes elegir entre un abanico más amplio de elementos y materiales (metales, piedras o maderas). Todo para conseguir una cocina familiar, cálida y cómoda.

También puedes optar por combinar diseños de cocina. Blancos, negros, o tonalidades de grises con los que tendrás el éxito asegurado. O mejor optar por un estilo más industrial donde los ladrillos, el acero, el hierro o la propia madera son las señas de identidad.

También puedes pensar en incluir una isla en el centro o decantarte por un office en el que compartir grandes momentos acompañado de los seres más queridos.

En definitiva, un abanico muy amplio de diseños. Solo queda elegir el más adecuado para ti. Nosotros queremos ser tu inspiración para tener una cocina 10.

Cómo mantener una cocina para prolongar su vida útil

En este blog siempre te damos las claves para facilitarte una decisión tan complicada como la elección del diseño y el estilo de tu cocina. Y es que es en la cocina donde a través de su disposición, materiales y combinaciones podemos transmitir nuestra personalidad. En definitiva, todo lo que queremos vivir en una estancia tan esencial en el hogar.

Precisamente es por eso, porque el estilo de la cocina nos define, por lo que debemos extremar todas las precauciones y priorizar en su cuidado para que su vida se prolongue durante años y años.

En Murelli Cucine, creemos que un buen cuidado de las instalaciones puede ayudarnos a no tener que cambiar nuestra cocina de una manera frecuente, con el inconveniente económico que eso trae consigo. Por ello, te damos algunos consejos que te permitirán disfrutar de tu cocina durante muchos, muchos años.

Limpia la cocina rápido y evita daños a largo plazo

Parece una obviedad, pero cuanto más limpia esté la cocina en mejores condiciones estará. Y más tiempo durará. Atent@:

En primer lugar, y aunque parezca la mejor solución utilizar productos abrasivos, todo lo contrario. Este tipo de líquidos de limpieza pueden dañar el esmalte. Además de la calidad final de cualquier material y elemento de la cocina. Utiliza productos como detergentes para limpiar vajilla y sobre todo, agua caliente o tibia. Con estas combinaciones conseguirás que se corte la grasa fácilmente y no rayarás el esmalte.

Por otro lado, es esencial que limpies a la mayor rapidez posible para no perder el mejor brillo de tu cocina durante décadas. Una limpieza rápida además facilitará la tarea puesto que la grasa, el polvo y demás suciedad no se quedará pegada, complicando su eliminación y teniendo que emplear más tiempo en ello.

fotos_cocinas_murelli_11232017_075

 Cambia accesorios: Pequeños pasos para brillar durante años

Con el paso de los años, todos los elementos van sufriendo daños. Como hemos visto, una limpieza diaria y exhaustiva permitirá mantener mobiliario y electrodomésticos durante más años. Pero, ¿qué pasa con los accesorios?

Este tipo de elementos no suponen un gran coste para el usuario. Además, una renovación paulatina también mejorará el resultado final de la cocina. Vajilla, sartenes, e incluso herrajes, son productos que el usuario puede ir modificando poco a poco buscando un resultado perfecto, alargado en el tiempo.

El ejemplo de las sartenes es el más visual y sencillo. Si están sucias y el paso del tiempo les ha hecho perder calidad, el gasto en energía, electricidad y gas aumentará, ya que necesitaremos más para hacer la comida, acortando así la vida útil de la cocina.

Electrodomésticos: Ahorro de energía, cuidado del Medio Ambiente y buena calidad

Pero también podemos alargar la vida útil de nuestra cocina si hacemos la mejor elección posible con nuestros electrodomésticos.

Es tentador para el usuario unos electrodomésticos de precio asequible, pero no hay mejor caso que este para la famosa frase ‘lo barato, sale caro’. Ahorrar en determinados aspectos de nuestra cocina terminarán por ser un auténtico quebradero de cabeza a medio y largo plazo.

En primer lugar, debemos elegir un electrodoméstico que respete el Medio Ambiente y nos permita ahorrar energía. Algo que nos hará tener un uso moderado de estos. Además, cuanta mejor calidad tengan los electrodomésticos, mejor resultado conseguiremos en nuestros platos. Por no hablar del ‘factor limpieza’ con el que conseguiremos elementos más limpios y que durarán más tiempo.

En definitiva, existen varios factores para alargar la vida útil de la cocina. Una buena elección en primera instancia de electrodomésticos, mobiliario y utensilios en el diseño final de la cocina, y un buen cuidado de estos, conseguirá que nuestra cocina dure con un aspecto inmejorable años y años.

Cocinas clásicas: la modernidad está en el interior

Existen multitud de estilos y diseños en lo que a cocinas se refiere. Cocinas clásicas, cocinas modernas, minimalistas, modulares… En definitiva, cualquier distribución con la que poder disfrutar de cocinar y de compartir comidas con los seres queridos más cercanos en una estancia que se ha convertido en la verdadera reina del hogar.

En este post te daremos algunas claves para entender cómo es una verdadera cocina de estilo clásico y la mejor manera para darle el toque más moderno posible. Conseguir, en definitiva, una cocina atractiva, que aporte distinción, elegancia y diseño, sin olvidar la funcionalidad que requiere.

Una de las principales características para la creación de ambientes clásicos y rústicos está en los muebles. Unos muebles fabricados en maderas macizas (de árboles como el roble, el haya o el pino) y combinados con piedra y otros materiales ‘nobles’ como la porcelana o el mármol para zonas como la pila del fregadero o las encimeras (en las zonas de mayor trabajo en la cocina).

En general, las nuevas cocinas de diseño clásico se hacen con tonalidades claras, blancos y colores crema que combinan a la perfección con el color de la madera predominante en este ambiente. También es adecuado utilizar cuadros, textiles y elementos decorativos coloridos que marquen contraste y den vitalidad y ritmo al lugar.

fotos_cocinas_murelli_11232017_007

 La modernidad está en el interior

 Pero el estilo clásico no es sinónimo de antiguo, sino todo lo contrario. Todos los estilos se enfrentan a procesos de reinvención y una cocina clásica no podía ser menos.

En el estilo clásico hemos de conseguir una simbiosis perfecta entre el mobiliario y su diseño con una cocina cada vez más tecnológica en la que hay muchos electrodomésticos. Lavavajllas, placas de inducción, microondas, frigorífico, horno o cafetera entre otros muchos deben ocupar su lugar en la cocina.

Unas máquinas de última generación que además de su función también han modificado sus líneas para adaptarse a cualquier entorno. Y, es que la tecnología puede tener una gran relación con el estilo.

Para hablar de la decoración del espacio pensemos en centros de mesa vistosos. Una combinación perfecta también en una cocina con una encimera en forma de isla en el centro. No podemos dejar atrás los acabados metálicos con tonos mate y los elementos de hierro en las paredes. Algo que consigue dar con la sensación que buscamos en nuestra cocina.

Una cocina con infinitas posibilidades para tener una estancia de 10.

El lavavajillas: un electrodoméstico indispensable en la cocina

La transición y evolución que ha vivido la cocina ha afectado a todos los elementos de su interior. No solo ha cambiado el diseño y el estilo. Los artilugios y electrodomésticos han modificado su uso, funcionalidad y lugar hasta lo que son ahora. Muy claro es el ejemplo del lavavajillas

, del que hablamos en el siguiente post:

Los lavavajillas surgieron como un artículo de lujo para cocinas de ‘alta calidad’ con el fin de facilitar la vida de los que viven en esa casa. Su función, podríamos decir que no ha cambiado en absoluto, ya que aligera el tiempo que pasamos limpiando en la cocina. Lo que sí ha cambiado es que se ha convertido en una necesidad. De ser elementos de precios muy altos, han pasado a ser electrodomésticos prácticos, más económicos y en los que se trabaja cada día para que sean lo más eficientes posible.

 Lavavajillas, el elemento esencial en la vida más ajetreada

La evolución del lavavajillas ha ido muy de la mano del cambio en nuestra forma de vida. En la actualidad hacemos todo corriendo, yendo de acá para allá sin tiempo para parar. Algo que imposibilita tareas como la de la limpieza concienzuda en la cocina. Ahí es donde ha ganado el lavavajillas. Su facilidad y ahorro de tiempo le ha hecho escalar hasta convertirse en un elemento imprescindible.

Por su tamaño, el lavavajillas además ha pasado a ser un elemento de diseño y decoración esencial en el resultado final de la cocina. Es una máquina que siempre suele ir en sintonía con el toque total de la estancia y acompaña como complemento a la perfección. En ambientes modernos y compactos es perfecto para la decoración.

En el tamaño influye, sobre todo, el número de personas que viven en esa casa. Para una vivienda en la que solo vive una persona, o incluso dos, el lavavajillas requiere de un tamaño menos, que hará que consuma menos, al nivel del que necesitan. Por el contrario una familia más numerosa necesita optar por un lavavajillas de mayor tamaño, ya que el uso de platos, vasos y cubiertos es mucho mayor.

No obstante, a la hora de elegir el más adecuado hay más factores que se deben tener en cuenta. El más importante en la actualidad es el del ahorro de energía. Lo primero que se debe hacer es mirar la categoría del electrodoméstico. Antes de comprarlo hay que comprobar, como mínimo que es clase A (Verde). Si bien es cierto que el precio es un poco más caro, a la larga ahorras energía, agua y ayudas a mejorar el medio ambiente.

Por otro lado, el lavavajillas requiere de unos cuidados para optimizar su uso y alargar su vida. Consejos para que dure más:

  • Utilizar productos de calidad
  • No abusar de programas cortos
  • Utilizar siempre que esté totalmente lleno
  • Limpieza interior periódica del propio lavavajillas
  • Revisar los filtros

La importancia de los herrajes en tus muebles de cocina 

En Murelli Cucine destacamos en todo momento que cualquier aspecto marca la diferencia. Cualquier detalle, por pequeño que sea es esencial para optimizar el resultado final de la cocina de nuestros sueños. No solo hay que elegir muebles, electrodomésticos, diseño y colores. Hay muchas cosas más. En el post que leerás a continuación desatacamos uno de los elementos diferenciales para conseguir una cocina con un buen resultado estético y funcional: los herrajes de muebles.

Los herrajes son piezas importantes que van desde pomos hasta correderas para cajones pasando por bisagras. Aquello que, de manera ‘silenciosa’, favorece un uso suave y cómodo de los muebles. Y es que los herrajes determinan la experiencia y, sobre todo, el uso que demos de cada elemento en la cocina.

Pomos y bisagras, útiles y silenciosos

Entre los más importantes se encuentran, como no puede ser de otra forma las bisagras. El elemento por antonomasia que permite abrir y cerrar las puertas de la cocina y de todos y cada uno de los muebles. Estos sistemas sufren un gran desgaste ya que su uso es muy elevado. De la misma función también están los pernios, aunque se diferencian el uno del otro en que el pernio cuenta con un eje independiente.

Otro determinante en el uso diario de una cocina es el pomo. En este caso la elección es mucho más complicada ya que además de su funcionalidad supone uno de los detalles estéticos más importantes en el mobiliario de la estancia. Con el paso de los años, han evolucionado los acabados, las formas y todos los materiales.

A esos dos, hay que sumarle sistemas de extensión, de puertas de elevación, tiradores, un sinfín de elementos a priori secundarios sin los cuales no podría llevarse a cabo un uso correcto de los elementos de la cocina.

Como hemos explicado, el uso es muy continuado por lo que es importante cuidarlos para alargar su vida. Por ello, es recomendable limpiarlos con paños suaves y por encima de todo, no utilizar productos abrasivos que poco a poco desgasten aún más el material.

En las cocinas actuales, donde la variedad de diseños y tipologías ha crecido tanto es importante elegir unos herrajes adecuados para los nuevos muebles. Sin duda, es en estos detalles donde el producto final sale ganando y sale perfecto.

 

Colores que son tendencia en la cocina

El mundo del diseño de cocinas ha ido evolucionando mucho a lo largo de los años. Los diseños clásicos, austeros y poco llamativos eran tendencia hace no tanto tiempo. Sin embargo, esa etapa de ‘normalidad’ dejó paso a una más innovadora donde texturas, colores y diseños se han dado la vuelta y son mucho más rompedores.

En lo que se refiere precisamente a colores, atrás se ha quedado el uso limitado del blanco, el negro, el marrón o el gris. Actualmente somos más arriesgados y preferimos un toque de vitalidad y originalidad que lo ofrecen otros colores de la paleta. En Murelli Cucine te contamos las tendencias en este año son:

Tras un tiempo donde las cocinas monocromáticas eran lo último, ahora se apuesta por cocinas más claras donde se puede mezclar colores y materiales que logren una sensación de movimiento y dinamismo.

Podríamos decir que no existe un color tipo con el que se revistan la mayoría de cocinas, sino que la experimentación y la búsqueda de la diferencia crea más riqueza en lo que al diseño se refiere. Con esta elección lo que se busca es precisamente eso, una originalidad que te atrape en la cocina, sin caer en colores estridentes y chillones que den al trate con el efecto final.

El color juega con nosotros

Entre los colores más utilizados están todos los ‘pastel’. Colores que dan viveza, pero dan sensación de paz y tranquilidad en la estancia.

Verdes, azules, rosas son opciones muy atractivas. Aún así, todavía siguen con mucho terreno las revisiones de los tradicionales. Blancos o grises se han incorporado otro tipo de colores.

El verde es una tendencia muy interesante en este año. Es un color ideal para ambientes modernos y diseño más arriesgados de lo normal. En electrodomésticos y muebles es un color muy atractivo.

Muy de cerca le sigue el azul. Uno de los colores por antonomasia, en la cocina no podía faltar. Como el verde, el azul se emplea en ambientes nuevos y modernos. No obstante, es un complementario perfecto también en detalles más clásicos.

fotos_cocinas_murelli_11232017_034

También el rojo es una de las opciones más arriesgadas, pero que mejor efecto generan. Un color rompedor, que combinado con negros y blancos contrasta muy mucho.

Las diferentes tonalidades de estos colores lo que nos permiten es jugar con las sensaciones y los sentimientos. Cuanto más claro o llamativo, más excitación, alegría y ánimo nos despierta. Por el contrario, si nos decidimos por tonos más oscuros, la sobriedad gana enteros y el lugar gana peso.

El color en la cocina es un aspecto imprescindible a la hora de diseñar la cocina. Contrariamente a lo que se pensaba en la antigüedad, ahora el color juega con nosotros.  Complementa a la perfección la idea que tenemos para crear la cocina de nuestros sueños.

La campana extractora en la cocina: tipos y funcionalidades

La campana extractora. Un electrodoméstico que tiene una gran importancia en el día a día de una cocina. Situado encima de los ‘fogones’ está destinado a la extracción de humos, grasas, vapores y olores en el tiempo que pasamos cocinando nuestras mejores recetas.

Además, por su posición en la organización de la cocina, cada vez más se está innovando en el diseño de este aparato. En este post, te mostramos los principales tipos de campanas y los mejores diseños para que el resultado final en tu cocina sea perfecto y único.

Campana Extractora Murelli Cucine
Campana Extractora Murelli Cucine

La campana extractora se divide en dos grupos diferenciados en relación con la manera en que funciona. Por ello, existen:

1.- Campanas por extracción: Funcionan a través de su motor. El motor es el responsable de aspirar el aire y los elementos que se generan en la atmósfera durante el tiempo que cocinamos.  Cuenta con un tubo de salida de humos conectado con la fachada y una válvula anti-retorno que evita el efecto rebote.

2.- Campanas por recirculación o filtro de carbono: Este tipo de campanas cuentan con un sistema de filtro de carbono que sustituye la salida de humos para aquellas cocinas que no cuentan con esa conexión. La campana es la responsable de depurar el aire, absorbiendo y limpiando humo y vapores que devuelve a la cocina en forma de aire limpio y libre de cualquier contaminación.

Son menos eficaces en lo que a olores se refiere. Pero es más sencilla de instalar.

Campana Extractora Murelli Cucine
Campana Extractora Murelli Cucine

¿Extraplana? ¿En la isla? ¿En el techo?

Por otro lado, debemos tener en cuenta los diferentes tipos de campanas en función de su diseño y lugar de colocación:

1.- Campana extraplana: Al contrario que la mayoría de campanas, esta no ocupa un gran espacio. Pasa desapercibida. Ideal si quieres disimularla ya que es únicamente una pantalla plana colocada sobre la cocina.

2.- Campana integrada: Más discreta que la anterior. Esta campana está instalada en el mueble bajo el que están los fogones.

3.- Campana de techo: Siguiendo la línea de campanas nada ostentosas, esta va directamente alojada junto a la iluminación de la cocina. Colocada en el falso techo, el principal escollo es que deberás tener muy claro que ahí será donde vaya la cocina. Si no, será bastante complicado su realojamiento en la estancia.  

4.- Campana extractora de isla: La campana debe salir directamente del techo. Suele estar formada por un plafón de gran tamaño que cae sobre la isla, donde se sitúa la cocina. Ideal para cocinas de gran tamaño.

5.- Campana extractora encastrada: El clásico de las campanas. Destacan por su facilidad a la hora de encontrar diseños y recambios y su precio. Está formada por un armario encima de la cocina con una obertura debajo para que entren los humos.

6.- Campana extractora decorativa: Su principal atractivo es el diseño de la misma. Cumpliendo la función para la que existe, sus formas, colores y materiales, la hacen única.

Sillas y mesas para la cocina

La cocina ha pasado a ser la estancia por antonomasia. En este blog no nos cansamos de decirlo. Ese espacio donde compartes tus mejores momentos, donde vives, donde sientes en familia, con la gente que te rodea en el hogar. Por esta razón la cocina debe ser cómoda y habitable y sillas y mesas son elementos imprescindibles.

La cocina ha dejado de ser ese espacio que se limita única y exclusivamente a los fogones y la encimera. Ya no es solo una zona de trabajo. Por eso un mobiliario en el que poder sentarte y departir tranquilamente es importante.

Mesas y sillas son algo esencial, por eso, desde Murelli Cucine, te damos algunos consejos para que la decisión sea la correcta. Son elementos que vamos a utilizar mucho y que estéticamente, pueden aportar un toque ideal que permita que el resultado final del diseño sea perfecto. Las mesas y sillas deben estar en perfecto equilibrio y armonía con el resto de la cocina

A priori, necesitamos que mesas y sillas estén fabricados con materiales resistentes, cuya duración sea muy larga en el tiempo para que la inversión nos salga a cuenta. La humedad, suciedad y demás sustancias son los principales enemigos del mobiliario por lo que es un aspecto muy importante a tener en cuenta.

"<yoastmark

¿Cocina grande? ¿Pequeña? Elige bien tu mesa y tus sillas

El diseño marcará el estilo de las mesas y sillas que elijamos. No obstante, debemos ser conscientes del tamaño de nuestra cocina. En una cocina pequeña, es una buena idea que combines sillas con taburetes o sillas plegables. El espacio es reducido por lo que es un elemento perfecto para conseguir el mayor sitio posible para que se siente la gente.

Estéticamente hablando, también hay que ser conscientes del color y el estilo de la cocina. En la actualidad, las cocinas de gran tamaño, disponen de amplias islas o barras. La elección de sillas altas puede ser clave. También puedes optar por sillas y mesas regulables, con lo que la altura no será nunca un problema.

Por otro lado, hay que decantarse por materiales acolchados y cómodos, pensando siempre en que sean fáciles de limpiar. Sillas funcionales con materiales que puedas limpiar de forma sencilla.

Combinar sillas y mesa será un toque decorativo perfecto en el estilo que elijas para tu cocina. Ambos elementos deben ser complementarios, dando, como hemos apuntado equilibrio y personalidad a la estancia.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra POLÍTICA DE COOKIES, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
logo-murelli-web_A

© 2019 MURELLI CUCINE S.L. TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. |   POLITICA DE PRIVACIDAD   |   Diseño Web Madrid